20 de abril de 2013

Lluvia de estrellas: Líridas 2013.

Aquí unos consejos y un poco de información para todos aquellos que vayáis a ver este año las Líridas y no sepáis mucho de ellas, o sea vuestra primera vez o no sepáis dónde buscarlas.


Ficha de las Líridas:


Las Líridas son una conocida lluvia primaveral que ocupa del 16 al 25 de abril, con pico máximo el 22,  de meteoros rápidos (49 metros por segundo), usualmente muy brillantes y con una gran tasa de bólidos, que es lo que las hace interesantes. De vez en cuando el pico aumenta, y ha habido años con tasas por encima de 100 meteoros por hora e incluso picos históricos de hasta 700 en abril de 1903. 

La tasa media aproximada es de entre 5 y 10 meteoros por hora los días antes y después del pico máximo, aunque en este mismo día, 22 de abril, podemos observar hasta 20 por hora, o lo que es igual: 1 por cada 3 minutos que observemos.

El "progenitor" de esta lluvia de meteoros es el cometa C/1861 G1 (Thatcher), cometa que, al pasar próximo a nosotros ha ido dejando la estela del hielo sublimado y la roca porosa que de él se desprende alrededor de nuestra órbita, y estas pequeñas partículas al entrar a nuestra atmósfera, por la fricción, se incendian y brillan de esa manera.


¿Cómo y dónde verlas?

Las Líridas como bien su nombre indica, tienen radiente (lugar de procedencia de los meteoros) en la constelación de Lira, una constelación que empieza a levantarse en primavera y destaca con plenitud en verano, copando las noches estivales. Por estas fechas, podremos observar la lluvia desde la madrugada hasta el amanecer, pero al amanecer estaremos más limitados de tiempo.

Al estar en primavera y ser Lira casi puramente estival, la Lira despuntará "tarde" en el horizonte. Los observadores situados más hacia el Oeste tendrán que esperar más para verla, y los situados al Este tendrán más suerte. No obstante las horas recomendadas de observación van de las 00 horas a las 04 horas de la madrugada, cuando la altura que coge Lira es muy interesante y la baja contaminación lumínica y la baja luz residual nos harán disfrutar de los meteoros y harán que podamos atisbar los más débiles.

Líridas desde Barcelona. 

Líridas desde Madrid.

Líridas desde Sevilla.

Líridas desde Valencia.


Tendremos que mirar hacia el Noroeste. Aquí una guía para los que no sepáis dónde encontraros sobre cómo encontrar el Norte. Aunque si tenemos referencias del lugar donde ha salido el Sol (siempre por el Este), sólo tendremos que remontarnos algo más hacia el Norte para verlo.

En las flechas os hemos adjuntado cuál es el radiante aproximado (coordenadas 18:04 +34º49'), aunque siempre os aconsejamos que, a la hora de observar lluvias de estrellas miréis hacia el radiante pero, como muchas veces suelen entrar de manera muy distinta, es posible que podáis encontrarlos en otro punto y en otra constelación (las Perseidas llegan a verse de vez en cuando en Lira o en Osa Mayor), así que conviene dar barridos con la vista sin descuidarnos del radiante señalado con la flecha que veremos más adelante.

Conviene tener un lugar donde observar libre de las luces de las ciudades. Aunque podamos ver los meteoros más brillantes (siendo las Líridas una lluvia con bólidos espectaculares), los más débiles, una gran parte de ellos, pasarán desapercibidos. Además conviene que tengamos un lugar cómodo, como un asiento, una hamaca, una tumbona... Para evitar que, de tanto movimiento, nos duela el cuello o tengamos problemas de incomodidad. 

Esto es todo lo que deben saber sobre las Líridas. Hoy no duden en salir a observar, porque posiblemente se lleven una sorpresa, y últimamente se han reportado grandes bólidos. Esperemos que les haya servido esta breve guía sobre las Líridas. Podéis comentar la entrada aquí, en twitter @Astroatualcance o en Facebook en la página homónima, donde ya somos 354.

¡Un saludo y suerte!