27 de agosto de 2012

Descansa en paz, Neil Armstrong.

Hoy os vamos a hablar de la trágica muerte de Neil Armstrong, una de las personas más conocidas de la astronomía moderna debido a que fue la primera en poner pie en nuestro satélite, la Luna y el primero en poner pie en un cuerpo extraterrestre.


Sus primeros años

Neil Armstrong nació en Ohio, en los Estados Unidos de América, el 5 de agosto de 1930, hijo de una familia de raíces alemanas, con padres y abuelos alemanes, y de una inteligencia sin igual. Dado el trabajo de auditor del Estado que poseía su padre, su familia se movió y él tuvo que habitar en distintas localidades durante sus primeros años de vida.



En su primera década de vida, desarrolló un interés muy grande por la ciencia y por la posibilidad de volar por los lugares, alentado por su padre, que lo llevaba a carreras y competiciones de aviones y avionetas que se celebraban cerca de su lugar. La pasión le vino en torno a sus primeros 5 años. 

A los 6 y 7 años ya había volado en un aeroplano y un pequeño avioncito de la época, satisfaciendo así su deseo de volar que ya había dicho muchas veces a sus cercanos.

Hora de decidir su futuro...

Poco después siguió con su amor a volar y a la ciencia, y dado que era una persona con una capacidad mental alta, estudió, y en 1945 estudió lecciones de cómo volar, en 1946 estudió para ser piloto, y en 1947 se graduó de sus estudios.



Tal era su capacidad que recibió becas, una de ellas para ser marine, la cual tuvo que aceptar, y se convirtió en piloto, estando durante varios años participando en misiones militares.

Abandonando la Tierra...

Ese mismo año, viendo su sueño de juntar la ciencia, la astronomía y el vuelo, se inscribió a la NACA (posteriormente sucedida por NASA), y tras un período de varios años como ingeniero y piloto de diversas sondas y vehículos espaciales, se mudó a Texas para aleccionarse como astronauta, y ser admitido, como ocurrió 4 años después cuando realizó sus primeros vuelos.



3 años después de ser admitido en 1966, corriendo el año 1969, 21 de julio exactamente, se logró la hazaña. Fue el primer hombre en pisar la Luna, hito por el cual se le conoce, una historia de superación y de cómo el perseguir tus sueños puede hacerlos realidad.


El hombre pisa la Luna...

El 21 de julio de 1969 será recordado por muchos como el día que el hombre abandonó la Tierra y visitó la Luna. 



Neil Armstrong, que ya contaba con casi 39 años fue el encargado de pisar por primera vez la Luna, a las 2.56 del tiempo universal en el Mar de la Serenidad. El vehículo espacial partió el 16 de julio, y no alunizó hasta el 20 de julio, por la noche.

Las mágicas palabras de Armstrong, se nos quedarán grabadas: "Es un pequeño paso para un hombre, pero un gran paso para la humanidad". 



Sus acompañantes, "Buzz" Aldrin y Michael Collins se expresaron: "Hermoso, hermoso, magnífico"... Armstrong dijo: "La vista de la hermosa, magnífica desolación". Sus acompañantes, de acuerdo con él, dijeron: "Magnífica definición", aludiendo al paisaje, oscuro y siniestro.

No obstante, apenas duró un día el Apolo 11, que descendió a la Tierra fuera del lugar esperado debido a una reentrada en la cual el tiempo atmosférico del lugar previsto era tan adverso que tuvieron que desviarlo. Poco después cayó próxima al Océano Pacífico.

Una historia de éxito...

Armstrong, quien habló en plena Luna con el presidente estadounidense, era considerado un héroe del país y una persona del salón de la fama de la astronomía.



Fue condecorado con cerca de 20 medallas, como la Medalla de la Libertad, (mayor medalla ostentable por un civil del país), la Medalla de la Distinción de la NASA, la Medalla al Servicio Excepcional por la NASA, la Medalla del Honor del Congreso Espacial y 17 medallas más que le fueron concedidas por otras naciones extranjeras.

Sus últimos años...

Tras sus éxitos, hizo pocos vuelos. Efímeramente, fue un viceencargado de uno de los departamentos de la NASA.

Por un período de 8 años fue profesor de Ingeniería Aeroespacial en una universidad, la de Cincinnati, dejando el cargo en 1979, a punto de cumplir 50 años.



Durante 10 años fue presidente de la Computing Technologies for Aviation, del 1982 al 1992, cuando, con 62 años, decidió jubilarse, ostentando el cargo de presidente de la junta directiva de AIL Systems, una conocida empresa neoyorquina.

Jamás, por muy adinerado que fuera, por muy prestigiosos que fueran él y sus trabajos, no abandonó su vida en una casa campestre y con pocos caprichos. Era una persona algo tímida y muy conformista y extrovertida, con una inteligencia sin igual, y muy admirada por miles de astrónomos por el mundo.



Con 82 años, el 7 de agosto de 2012, hace apenas 20 días, tuvo que ser operado de urgencia, haciéndosele un bypass, tenía arterias obstruidas. No obstante su situación no era nada buena, su calidad de vida empeoró. El 26 de agosto en España (25 de agosto en Estados Unidos, por la diferencia horaria), a causa de la operación que se llevó a cabo para evitar la muerte, paradójicamente, falleció, aunque no se podría haber hecho nada por su vida sin aquella operación.



Todo el mundo, astrónomos, bisoños, aficionados, y gente de todo el mundo se ha hecho eco de la muerte de uno de los personajes más conocidos de la astronomía e historia de la ciencia, yo personalmente me quedo con la frase de "Mientras hayan libros de historia, Neil Armstrong seguirá vivo para todos nosotros".

Una biografía de grande... Aún sigo pensando en lo que supondrá una pérdida como esta, ya que recientemente, hasta se ofreció a tripular una misión a Marte... un hombre que, hasta en su situación, quiso seguir aportando a la ciencia y a la astronomía más alegrías.

En fin, una pérdida muy grande, esperamos que os haya gustado esta biografía de un grande de la ciencia. No olvidéis comentar por nuestro sistema de comentarios o por nuestro sistema de reacciones.

Mañana más, queridos lectores.

25 de agosto de 2012

Fenómenos - Luna Azul

Saludos, apreciados lectores, dado que hemos estado ocupados estos días respondiendo algún correo y ajustando algunas entradas del blog, editando etiquetas, etcétera... No hemos podido continuar con las publicaciones. Mañana os contaremos la crónica del Curiosity (construcción, pruebas, puesta en marcha, salida, aterrizaje, toma de datos...) y cuando haya novedades os las pondremos. Es complicado recopilar la mejor información para los mejores lectores.


Hoy os vamos a hablar de un fenómeno, quizá menos extendido o menos conocido, la Luna Azul.


El fenómeno de la Luna Azul consiste en la presencia de dos plenilunios (dos lunas llenas) en un mismo mes.


Este fenómeno no es repetido o periódico, como los de la Noche Polar, el Sol de Medianoche, las Auroras Boreales... Estos fenómenos suelen ocurrir en cierta época, en cierto lugar y de forma periódica, pero la Luna Azul, es un fenómeno que ocurre cada un tiempo determinado, en todo el mundo y en diversas épocas.


El período concreto de sucesión de este fenómeno es de casi 3 años, y es visible en todo el mundo, ya sea el hemisferio sur o el hemisferio norte, ya sea España, México, Brasil o cualquier lugar del mundo.

Su explicación es poco misteriosa:


El período lunar, que abarca desde el novilunio (luna nueva) hasta el plenilunio (luna llena), dura exactamente 29.53 días, por lo que, en 365 días, habrá cerca de 12.36 lunas llenas, pero, como el período no es exacto, estas décimas se van acumulando año tras año. Cabe pensar que, con un período de 12 días, en 2 años habría 24 lunas llenas y en 3 años, habría 36 lunas llenas, pero, al ser de 12,36 lunas llenas tal período, a los 2 años habría 24.7 lunas llenas y en 3 años, 37.

Dado que en 3 años habrían transcurrido 36 meses y habría habido 37 lunas llenas, debería de haber habido 35 meses con una luna llena y 1 mes con 2 lunas llenas. En este mes se habrá propiciado una Luna Azul. Que se produce cada prácticamente 3 años.

Dado que una Luna Llena se da cada 29.5 días, los meses más propensos a poseer Lunas Azules, son los meses de 31 días, como Enero, Marzo, Mayo, Julio, Agosto, Octubre y Diciembre. Podría darse en los meses con 30 días, aunque sería difícil, ya que, dado el período lunar de 29.5 días, la primera Luna Llena tendría que darse exactamente 12 horas después de comenzar el mes. Sería imposible que se diera en febrero, con 28 días o 29 siendo bisiesto (29.5 es el período lunar).

Dado el número de días de los meses, las épocas más propensas a poseer el fenómeno de la Luna Azul son las estaciones de primavera y de verano, en el hemisferio norte, en el cual nos encontramos, ya que son las estaciones que más días poseen de todo el año.

Este año se va a dar en agosto de 2012 (este mes), con una luna llena el día 12, y con otra luna llena el día 31. 


La Luna Azul tiene este nombre debido a que, en 1883, eruptó el volcán Krakatoa, en Indonesia; una erupción de dimensiones astronómicas (y nunca mejor dicho), en la cual se liberaron toneladas de cenizas, las cuales cubrieron la atmósfera, alterando el clima y el color lunar, que se tornó ciertamente azulado durante un largo período de tiempo. Curiosamente, en ese momento, se daba la segunda Luna de ese mes, por lo cual se le acuñó al fenómeno "Luna Azul" en honor a este suceso mundial.





Esperamos que os haya gustado la entrada que hemos puesto hoy, evidentemente seguiremos con nuestras entregas de los fenómenos celestes, sin lugar a dudas cada fenómeno es más interesante. No olvidéis dar vuestra opinión mediante los comentarios o mediante el sistema de reacciones.

¡Muchas gracias por estar ahí siempre!


20 de agosto de 2012

Objetos del cielo veraniego - Gran Cúmulo de Hércules



El Gran Cúmulo de Hércules, también conocido como M13, es un cúmulo de tipo globular situado en la constelación de Hércules. Es famoso por ser el cúmulo globular más viejo y aparentemente grande del hemisferio norte, haciéndole sombra únicamente Omega Centauri, del hemisferio sur y los densos cúmulos de los brazos galácticos.

El mismo cúmulo es visible predominantemente en el hemisferio norte, ya que sólo se puede observar en una reducida parte del hemisferio sur (a partir de los 20 grados). 


El cúmulo posee más de 1 millón de componentes. Es muy difícil saber cuál es el número exacto de componentes del cúmulo porque es imposible separarlos individualmente, aunque el número se estima algo mayor de un millón. La concentración de estrellas es tal, que hay una estrella por cada año luz cúbico aproximadamente.


Esto significa que, si hubiera un planeta en alguna de esas estrellas orbitando alrededor de las mismas, sería imposible vivir en él, ya que la luz cegaría la vista, podrían ser visibles decenas de estrellas en el campo de visión a simple vista. Además, tal sería la luz que sería imposible observar objeto alguno, fuera otro planeta o fuera el objeto que fuera, ya que la luz sería tan intensa que, cuando se pusiera un Sol, otros saldrían e iluminarían todo el cielo. Habría decenas de soles y la noche no existiría.


La magnitud del cúmulo es de +5.9, lo cual lo hace fácilmente visible a simple vista, aunque la dificultad radica en saber distinguirlo bien y en tener un cielo muy oscuro, ya que se necesita una contaminación lumínica muy reducida para lograr discernirlo,  aunque veremos una estrella ligeramente algodonosa. Podremos localizarlo 2 grados al sur de la estrella Eta Herculis, la estrella más alta del cuadrado de Hércules. Con un telescopio pequeño, las personas que no saben mucho de astronomía, han confundido el cúmulo con un cometa, ya que, al no tener gran poder de resolución los pequeños telescopios, todas las estrellas aparecen "engordadas", como los cometas. De hecho, hace siglos, se le catalogó como un cometa.

Los astrónomos con un telescopio de unos 150 mm, podrán verlo mucho mejor que con un 100 mm. Podrán empezar a discernir más estrellas y a ver con mayor claridad la estructura del cúmulo. Con un telescopio superior a los 200 mm se empiezan a desdoblar gran cantidad de estrellas, y con telescopios de 250 a 300 mm, se pueden observar estrellas por todos lados, puntos dispersos que se fugan hacia cualquier lugar, con un núcleo salpicado de estrellas y con una zona que parece tener forma de “Y”, algo oscura, que fue observada por primera vez en 1836. Dado su tamaño de 17 minutos de arco (0,3º), conviene usar como mucho 50 aumentos para verlo bien. Si usamos más, el cúmulo se descentrará, aunque probablemente podremos seguir colmando de estrellas nuestra vista.


El cúmulo, pese a ser grande posee tal magnitud debido a que está bastante alejado de nosotros, y es que se sitúa a 21.000 años luz, una distancia muy grande, mucho mayor que la del cúmulo de Omega Centauri. Está compuesto por estrellas muy viejas, ya que tiene 12.000 millones de años. Para que se hagan una idea, el universo se creó hace 15.000 millones de años. Es el cúmulo más viejo que podemos observar desde la Tierra. Todos sus componentes comparten edad. Es un vestigio de la formación de nuestra galaxia.


Esperemos que os haya gustado la entrada. Dado que estamos volviendo a la normalidad tras el período vacacional, iremos ampliando más y más las entradas poco a poco, gracias por entender la ciertamente elevada cifra de días que hemos estado sin actividad. A todos vosotros, ¡gracias!

Mañana tendréis una amplia entrada con las noticias sobre el robot Curiosity. ¡No os la perdáis!

18 de agosto de 2012

Retomamos el blog de nuevo

Saludos, queridos lectores.




Por motivos vacacionales, como todos los años, hemos acudido a una población la cual no poseía de conexión a la red, así que nos ha sido imposible mantener una revisión del mismo, ya que no podíamos visitarlo de ninguna manera, al igual que tampoco podíamos visitar otros blogs, páginas divulgativas... Y por ese motivo ha estado durante tanto tiempo sin movimiento. Aunque no lo hemos abandonado ni mucho menos.



No obstante a partir de hoy retomaremos la actividad que hemos mantenido durante todos los días previos al período vacacional, y ya nos hemos puesto al día de comentarios, correos electrónicos y demás notas que se nos han hecho llegar por distintos medios. Así pues, queremos explicar y rogar que sea disculpada, la razón por la cual no hemos pasado durante este tiempo, menor a 3 semanas, y por el cual, por error no avisamos. Disculpen nuestro bajo ritmo de entradas que hemos mantenido estos días. 



Pedimos que no emigren, ya que el blog no ha desaparecido ni lo va a hacer, al menos no ocurrirá en años, tendrá permanencia asegurada, entendemos que no haya habido movimiento, y a algunos no termine de gustarles esto, pero permanezcan tranquilos, la situación se revertirá pronto: hoy hemos vuelto oficialmente y mañana ya empezarán a leer las primeras noticias veraniegas, ya que este verano ha habido un gran movimiento astronómicamente hablando.



Así pues, reciban un cordial saludo y sepan que seguimos poniendo la Astronomía a su Alcance.


¡Saludos cordiales a todos!
Entradas más recientes Entradas antiguas Página principal